Una llamada de atención ante la evidencia de daños cerebrales en 1 de cada 2 pacientes con Covid-19

Ver por categoría:
Enviar a un amigo

Octubre 2020
Una llamada de atención ante la evidencia de daños cerebrales en 1 de cada 2 pacientes con Covid-19
Por
José López Sánchez. Cofundador y Director Técnico. CEN.

Los últimos estudios -por cierto, liderados por neurólogos españoles- que han sido publicados tanto a nivel nacional como internacional en las publicaciones científicas de referencia, han mostrado la evidencia de que 1 de cada 2 pacientes con Covid-19 han sufrido daños neurológicos. Esto abre, dentro de esta crisis sanitaria en la que la incertidumbre ha jugado un relevante papel, un nuevo frente para los profesionales que en un principio pudieron estar menos atentos a estas consecuencias.


Los síntomas más frecuentes registrados en estos estudios han sido: síndrome confusional o encefalopatía, ictus, anosmia/hiposmia, cefaleas y epilepsia. Cabe señalar que los daños cerebrales pueden causar desde disminución de las capacidades motoras, hasta las cognitivas. Es decir, las personas afectadas han de reaprender a caminar, hablar o comer, entro otras muchas tareas cotidianas, que como adultos las tenemos totalmente integradas y que, sin embargo, tras sufrir lesiones cerebrales, pueden ponernos el contador a cero.

La recuperación en estos casos, en su gran mayoría dados de alta por el sistema sanitario, ha de ser atendida por profesionales y ha de realizarse de forma completa. Tal y como apunta Sherry Chou, neuróloga de la Universidad de Pittsburgh, EEUU, "…la recuperación de las lesiones neurológicas a menudo es incompleta y puede llevar mucho más tiempo en comparación con otros sistemas de órganos (por ejemplo, los pulmones) y, por lo tanto, resulta en una discapacidad general mucho mayor…". 

En este sentido, y en base no sólo a mi experiencia sino también a una práctica clínica basada en la evidencia, tal y como la venimos desarrollando desde hace años, la aplicación de terapias intensivas es clave. Tras sufrir una lesión nuestro organismo tiene la sabiduría de orientar todos los recursos en su conjunto a la sanación de la parte dañada. Es como el buen fármaco que identifica la afectación y centra todos sus principios en paliar el dolor en la zona correspondiente. Hay que aprovechar esta energía y dirigirla a favor de la rehabilitación.

Nuestra labor como expertos, además de hacernos cargo de las personas afectadas a través de programas específicos que les ayudan a recuperarse en el menor tiempo posible, es concienciar de la importancia de atender todo tipo de lesión cerebral de forma inmediata. Cualquier daño neurológico tendrá menores consecuencias para la calidad de vida del paciente, mientras antes sea tratado. Asimismo, se trata no sólo de curar, sino prevenir futuras afecciones.

Es, por lo tanto, importante insistir en cómo una lesión cerebral leve -que en un momento dado puede afectar, por ejemplo, solamente a la orientación de la persona- que no se trata, o bien se hace con un tratamiento dilatado en el tiempo, puede causar en un futuro, a partir del año en adelante, otros trastornos o problemas que degradan la calidad de vida, así como la autonomía de la persona.

Hasta el momento, tanto para la comunidad sanitaria como para las autoridades, el alcance y la gravedad de estos problemas neurológicos estaban pasando desapercibidos por la urgencia de la recuperación del virus, pero, como he comentado, las consecuencias pueden llegar a ser dramáticas si no se tratan adecuadamente.

Por ello no nos cansamos de repetir que es importante, una vez se identifica una lesión cerebral, acudir a la neurorrehabilitación. Y, dentro de lo posible, a través de la terapia intensiva, que ofrece en poco tiempo muy buenos resultados y logra, para la mayoría de los casos, la recuperación total de las habilidades perdidas que podían impedir a la persona moverse, expresarse, situarse en el espacio-tiempo o, en el peor de los casos, todas juntas.

Las ventajas de los programas intensivos son conocidas en muchas áreas. Si queremos aprender bien un idioma, la práctica diaria, por unidades temáticas, y el dedicarle el mayor esfuerzo en el menor plazo posible son imprescindibles. Este mismo principio, que fundamenta la base activa de la mayoría de fármacos, es el que el cerebro necesita cuando, aún ya en su época madura, necesita volver a aprender a hablar, comer, caminar o ubicarse.

Acostumbramos a no valorar muchas cosas hasta que las perdemos. Y de verdad que no sabemos la importancia y trascendencia de mantener activas habilidades tan básicas como puede ser poder coger un vaso de agua o saber dónde te hayas en el espacio tiempo hasta que, en la edad adulta, nos pasa algo y lo perdemos.

La buena noticia es que actualmente contamos afortunadamente con suficiente tecnología como para someter a las personas a programas intensivos con técnicas de neuromodulación a través de estimulación transcraneal (tDCS y TMS) con electroestimulación funcional, robóticas y tecnologías avanzadas, así como entrenamientos repetitivos, de fuerza y aeróbicos, que posibilitan caminar hasta 1.000 pasos/hora de terapia (cifra entre 5 y 10 veces superior a la de terapias convencionales), mantienen sus recursos vitales activos a favor de la recuperación y permiten conseguir los mejores resultados.

Sobre Centro Europeo de Neurociencias
El Centro Europeo de Neurociencias es un centro pionero de neurorrehabilitación fundado en 2019 por dos profesionales de referencia en Europa, José López Sánchez y Cristina Vázquez González, cuyas carreras profesionales se han desarrollado en Suiza y Estados Unidos, países líderes en la rehabilitación del ictus y de lesiones del sistema nervioso central.

Tras su experiencia en el extranjero pudieron comprobar que en España existía un déficit de centros de neurorrehabilitación en los que se realizase una terapia del nivel observado en los países más punteros y decidieron dar respuesta a esa necesidad creando CEN.

La mayoría de los pacientes, tras un largo período de tiempo en otros centros de rehabilitación en los que no han conseguido avances significativos, encuentran en CEN un tratamiento intensivo único en España. Hasta el momento, el 100% de los pacientes que han sido tratados en CEN han mejorado su situación previa.

Más información en: www.eneurocenter.com/