Distribución Farmacéutica

Ver por categoría:
Enviar a un amigo

Julio 2021
Distribución Farmacéutica
Por
Juan Nieto. Director de Comunicación. Federación de Distribuidores Farmacéuticos (FEDIFAR).

El papel que desempeña la distribución farmacéutica de gama completa dentro del engranaje del Sistema Nacional de Salud (SNS) es fundamental para garantizar el acceso de la población a los medicamentos y productos sanitarios que necesitan en condiciones de equidad, calidad y seguridad. Una labor quizá menos conocida que la desarrollan laboratorios u oficinas de farmacia, pero que es esencial para la protección de la salud de la ciudadanía.

Uno de los mejores entrenadores de baloncesto de la historia, el mejor, ha sido Phil Jackson, que al frente de Chicago Bulls, primero, y Los Ángeles Lakers, después, consiguió que los diez dedos de sus manos se quedasen cortos para colocarse los once anillos logrados como campeón de la NBA. Pero al ‘Maestro Zen’ no solo se le reconocen sus victorias y su talento para ganar anillos, quizá lo más sobresaliente de su labor como coach fue su capacidad de dirigir equipos en los que gestionaba con sapiencia los egos de estrellas como Michael Jordan, Scottie Pippen, Kobe Bryant o Shaquille O’Neal (o incluso las ‘particularidades’ de jugadores un poco… ‘especiales’, como Dennis Rodman o Ron Artest), y los hacía funcionar con la precisión del mecanismo de un reloj suizo bajo un mantra: “La fuerza del equipo está en cada miembro individual. La fuerza de cada miembro está en el equipo”.

Trasladando esta máxima de Jackson a nuestro Sistema Nacional de Salud (SNS) podemos afirmar que si hay una certeza que determina su fortaleza, esa no es otra que la labor que desarrollan todos aquellos que forman de él. Un sistema que, en su vertiente fármaco-sanitaria, cuenta con tres pilares esenciales, un ‘triángulo ofensivo’ que sustenta el engranaje de la cadena de suministro de medicamentos: laboratorios, distribución farmacéutica y oficina de farmacia. Se trata de tres piezas básicas, de tres ‘estrellas’ dentro de una estructura orientada a la prevención y protección de la salud de todos los ciudadanos.

De estos tres agentes, quizá el menos conocido para la población pueda ser precisamente el que sirve de nexo de los otros dos: la distribución farmacéutica. Se trata de un elemento fundamental, el playmaker que posibilita que todos los ciudadanos puedan acceder a través de las oficinas de farmacias a todos los medicamentos que fabrica la industria farmacéutica. Y lo hace garantizando que este proceso se realiza en condiciones de equidad, calidad y seguridad. Esta es la premisa básica y la razón de ser de los mayoristas farmacéuticos de gama completa a los que representa la Federación de Distribuidores Farmacéuticos (FEDIFAR), ser aliados de la industria farmacéutica para distribuir sus productos y socios de la oficina de farmacia para garantizar el suministro.

Respecto a la oficina de farmacia, cabe decir que el binomio que conforma con la distribución farmacéutica ha sido desde hace décadas uno de los grandes avales que permite el funcionamiento en nuestro país de un modelo de farmacia que cubre con eficiencia las necesidades farmacológicas de los ciudadanos. En este sentido, es importante destacar que la gran capilaridad de este modelo, en el que las más de 22.100 farmacias repartidas por todo el territorio nacional hacen posible que más del 99% de la población española tenga al menos una en la localidad en la que reside, es posible gracias un modelo de distribución farmacéutica para el que el código postal no determina nunca el acceso al medicamento. Es decir, que se presta un servicio igual de eficiente a una farmacia situada en el Paseo de la Castellana de Madrid o el Paseo de Gracia en Barcelona, que a una que esté ubicada en una pequeña localidad, con mayor dificultad en el acceso, de La Alpujarra, Las Hurdes, el Valle de Ordesa o Los Ancares, por poner un ejemplo.

Esta es, sin duda, una de las grandes fortalezas que posibilita a nuestro país contar con una excelente atención farmacéutica prestada a través de las oficinas de farmacia. Un binomio cuya robustez quedó recientemente patente durante la crisis sanitaria provocada por el SARS-Cov2. Y es que, a pesar de las grandes dificultades existentes, durante la pandemia las oficinas de farmacia estuvieron, desde un primer momento, en la primera línea sanitaria y asistencial de nuestro sistema sanitario, algo que en gran parte fue posible gracias al trabajo realizado por las empresas de distribución farmacéutica, que lograron mantener la normalidad en el servicio y garantizaron el abastecimiento en momentos en los que se produjeron picos de demanda inusuales en algunos medicamentos.

La gestión de stocks de medicamentos susceptibles de sufrir desabastecimientos; la ampliación de plantillas y rutas para atender correctamente la demanda de las farmacias; la aplicación de protocolos anti-contagio en almacenes para garantizar la actividad; la adquisición en mercados complicados de material de protección Covid-19 (por ejemplo, FEDIFAR coordinó la compra de 27 millones de mascarillas en un momento en el que había graves problemas para adquirir este tipo de material y las hizo llegar a España a través de la apertura de un corredor aéreo sanitario en el aeropuerto de Ciudad Real); las campañas de concienciación, prevención y uso de material anti-Covid... Estas y otras actuaciones son un ejemplo más que evidente de que las empresas de distribución siempre estuvieron al servicio de la sociedad para que todos los ciudadanos que acudiesen a una farmacia pudiesen retirar la medicación y los productos sanitarios que necesitaban como hacían habitualmente (una encuesta realizada por GAD-3 señaló que el 94% de los encuestados no tuvo problemas de abastecimiento de medicamentos en esos difíciles primeros meses de pandemia).

Todo esto se pudo llevar a cabo gracias a la solidez estructural de las empresas de distribución farmacéutica, que cuentan con una gestión empresarial muy eficaz; que han invertido mucho y durante muchos años en digitalización y modernización de estructuras; y que han demostrado una capacidad logística muy eficiente, a la vanguardia de la distribución europea. Eso es lo que permitió a mayoristas y farmacias hacer frente a una crisis sanitaria como la vivida, algo que mostró claramente el gran potencial sanitario, asistencial y social de una oficina de farmacia apoyada siempre por su distribución farmacéutica.

Sobre este particular, es un hecho constatable que las empresas de distribución han apostado desde siempre por potenciar este rol del farmacéutico, ya que es un objetivo común el consolidar a la farmacia como espacio de salud referente para los ciudadanos. Por ello, los mayoristas farmacéuticos de gama completa, a través de FEDIFAR, exploran nuevos espacios colaborativos que buscan reforzar este papel. Proyectos que piensan en el futuro de la farmacia, en la necesidad de hacer frente a los nuevos retos derivados de los cambios que se vienen produciendo en nuestra sociedad y de los procesos de transformación del sector, que requieren una respuesta eficaz y para los que se vuelve a hacer necesaria una colaboración plena sustentada en esa confianza y lealtad en la que se cimienta la relación entre mayoristas y farmacias desde hace décadas. Solo así, el fruto de esta colaboración redundará en un éxito del que ambos serán partícipes.

Recorrer junto a las farmacias el camino hacia su vertiente asistencial, potenciando el importante papel que desempeñan en el seno de la Atención Primaria es, sin lugar a duda, uno de los objetivos que la distribución tiene por delante. Ayudar a la progresiva incorporación de nuevos servicios profesionales que mejoran la salud de los pacientes y aportan eficiencia, es básico para el desarrollo de la farmacia del presente y del futuro, que va mucho más allá de la mera dispensación. Para recorrer este camino, reforzar el trabajo en equipo que desarrollan farmacia y distribución es fundamental. Porque, como decía uno de los más grandes jugadores que ha pisado una cancha de baloncesto, el más grande, Michael Jordan, “el talento gana partidos, pero el trabajo en equipo y la inteligencia ganan campeonatos”.