Se aprueba en España Atectura Breezhaler, el 1er tratamiento de mantenimiento del asma que, con una combinación de dosis fija 1 vez al día de acetato de indacaterol y furoato de mometasona, mejora significativamente la función pulmonar

30/11/2021
Enviar a un amigo
Imprimir en PDF
Se aprueba en España Atectura Breezhaler, el 1er tratamiento de mantenimiento del asma que, con una combinación de dosis fija 1 vez al día de acetato de indacaterol y furoato de mometasona, mejora significativamente la función pulmonar
Categorias:
Respiratorio  

El tratamiento está indicado para pacientes asmáticos mayores de 12 años que no están adecuadamente controlados con corticoides inhalados y agonistas beta-2 de acción corta inhalados.

La administración una vez al día se asocia a una mejor adhesión y a un menor riesgo de interrupción del tratamiento en pacientes con asma.

El Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social ha aprobado el precio y la financiación en el Sistema Nacional de Salud de la combinación fija de acetato de indacaterol y furoato de mometasona de Novartis que, con una única administración una vez al día, permite a los pacientes con asma controlar la enfermedad, mejorando la función pulmonar, el control del asma y la calidad de vida. La nueva solución terapéutica, disponible a partir del 1 de diciembre y comercializada como Atectura Breezhaler, está indicada para pacientes asmáticos mayores de 12 años que no estén adecuadamente controlados con corticoides inhalados y agonistas beta-2 de acción corta inhalados.

En palabras de María Sarasa, responsable del área médica de respiratorio de Novartis: “La aprobación de esta terapia supone un avance importante para la mejora de la calidad de vida de los pacientes con asma no controlada. Desde Novartis, reafirmamos nuestro compromiso con las soluciones más innovadoras, para dar respuesta a las necesidades no cubiertas de los pacientes con asma que no consiguen controlar adecuadamente la enfermedad, favoreciendo al mismo tiempo la adhesión al tratamiento”.

Según el Dr. Raúl de Simón, Médico de Familia en el Centro de Salud Luis Vives de Alcalá de Henares en Madrid: “Atectura Breezhaler supone un verdadero avance, ya que disponemos de sólidas evidencias del beneficio en la función pulmonar cuando se añade un LABA como el acetato de indacaterol a furoato de mometasona en pacientes con asma mal controlado (escalón 3 o superior de la guía GEMA). Este beneficio se obtiene tanto empleando dosis bajas como dosis medias o altas de furoato de mometasona, tal como se pudo comprobar en los estudios QUARTZ y PALLADIUM respectivamente. Además, es previsible que el uso de combinaciones ICS-LABA a dosis fijas, en un solo dispositivo y en pautas de dosis única diaria contribuya a mejorar la adhesión y a facilitar el control de la enfermedad”.

Para el Doctor Carlos Cabrera, neumólogo adjunto del Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín: “La principal novedad que presenta Atectura Breezhaler es el hecho de poder contar con dos moléculas de larga duración, de hasta más de 24 horas, lo que permite administrar una única dosis una vez al día”. De este modo, Atectura Breezhaler “cuenta con la posología y el dispositivo idóneos para ayudar a mejorar el parámetro de la adhesión del paciente asmático, tal como demuestran los estudios”, afirma.

En la misma línea, la Dra. Irina Bobolea, alergóloga, Unidad de Asma grave. Servicio de Neumología y Alergia Respiratoria, Hospital Clínic de Barcelona, destaca que: “Atectura Breezhaler supone un verdadero avance en el abordaje del asma, especialmente en pacientes con asma leve, ya que esta solución puede mejorar la adhesión al tratamiento, gracias a la necesidad de una única administración una vez al día”. Además, la Doctora añade: “La combinación de indacaterol y furoato de mometasona es muy novedosa y prometedora y así lo avalan los estudios, ya que los dos fármacos por separado son muy potentes y seguros y, combinados, mejoran todavía más su eficacia en el tratamiento de los diferentes tipos de pacientes asmáticos; ya que dispone además de 3 dosis diferentes de mometasona, según el nivel de gravedad correspondiente”.

Atectura Breezhaler consiste en una combinación fija de acetato de indacaterol, un agonista beta-2 adrenérgico (LABA) potente de acción rápida y de larga duración, y furoato de mometasona, un glucocorticoide inhalado (GCI) con una elevada afinidad por los receptores glucocorticoides y con propiedades antiinflamatorias a nivel local.

El acetato de indacaterol, cuando se inhala, actúa localmente en los pulmones favoreciendo una broncodilatación sostenida durante 24 horas, con un inicio de acción rápido, de 5 minutos tras la primera dosis. Además, permite un control eficaz de los síntomas y ofrece un buen perfil de seguridad y tolerabilidad.

Por su parte, el furoato de mometasona permite el control de la inflamación mediante una menor dosis liberada, con una mayor potencia e índice terapéutico frente a otros GCI. Ofrece una mejoría de la función pulmonar y una acción antiinflamatoria rápida, reduciendo la necesidad de corticoesteroides orales con un buen perfil de seguridad y tolerabilidad frente a otros GCI.

La administración una vez al día de Atectura se asocia a una mejor adhesión y un menor riesgo de interrupción del tratamiento en pacientes con asma, en comparación con la administración dos veces al día. Esta administración, pese a que se debe realizar a la misma hora cada día, puede realizarse a cualquier hora del día y no requiere ajustes de dosis en pacientes con edad avanzada, ni en pacientes con insuficiencia renal ni insuficiencia hepática leve o moderada. El tratamiento está disponible en tres presentaciones, con tres dosis diferentes de furoato de mometasona (80, 160 y 320 microgramos respectivamente) para adecuar el tratamiento a cada paciente en base al grado de control del asma.

Hay que tener en cuenta que el 39% de los pacientes con asma no están controlados a pesar del tratamiento actual con terapias inhaladas y que entre el 30% y el 70% de los pacientes con asma no son adherentes a su tratamiento por lo que Atectura supone un avance en este sentido, dado que se trata del único LABA/GCI que se administra una vez al día y que está disponible con tres presentaciones para poder adecuar el tratamiento al paciente.

En cuanto al inhalador Breezhaler, además de ser respetuoso con el medioambiente al tener una huella de carbono pequeña (de 13 gCO2eq diarios), es el que tiene una menor resistencia al flujo aéreo, por lo que los pacientes pueden inhalar con menos esfuerzo. Con Breezhaler, las dosis de mometasona depositadas en las vías aéreas superiores son menores por lo que se reduce la carga de esteroides en los pulmones y, consecuentemente, los efectos secundarios. También es el dispositivo que presenta menos errores críticos y que permite que el paciente realice más inhalaciones correctas, factor importante dado que, según un estudio realizado en pacientes con EPOC, uno de cada dos pacientes no utiliza su inhalador correctamente. Además, ofrece una mayor seguridad en la toma de dosis gracias a la triple confirmación de la administración mediante los sentidos del oído (zumbido al inspirar), la vista (cápsula transparente tras la inhalación) y el gusto (sabor dulce durante la inhalación).





Noticias relacionadas: