Los profesionales temen un empeoramiento de la salud mental de la población debido a los rebrotes por la COVID-19

Ver por categoría:
Enviar a un amigo | Imprimir en PDF
 
31 Ago. 2020
Los profesionales temen un empeoramiento de la salud mental de la población debido a los rebrotes por la COVID-19

Para prevenir los trastornos mentales por el confinamiento o reducción de movilidad es necesario seguir una rutina, no consumir excesiva información sobre el COVID-19, hobbies y estar o mirar a fuera de casa.

Los profesionales que están participando en el congreso virtual 27 Symposium Internacional Controversias en Psiquiatría temen un empeoramiento de la salud mental de la población debido a los rebrotes por la COVID-19 y el incremento de contagios. El 65% de los españoles muestran síntomas de ansiedad o cuadros depresivos (la mayoría, síntomas leves) debido al confinamiento por la COVID-19, según un estudio realizado por los investigadores del CIBERSAM, del Instituto de Salud Carlos III, Miquel Angel Fullana y Joaquim Radua del grupo de Imagen de los Trastornos Relacionados con el Estado de Ánimo y la Ansiedad (IMARD), y Diego Hidalgo-Mazzei y Eduard Vieta del grupo de Trastornos Bipolares y Depresivos, del IDIBAPS del Hospital Universitari Clinic de Barcelona. Este estudio, publicado en la revista Journal of Affective Disorders, se realizó mediante el sistema de encuestas anónimas online del Hospital Clínic de Barcelona y participaron más de 5.000 personas.

El Dr. Eduard Vieta, miembro del Comité Organizador de 'Controversias en Psiquiatría 2020' y Jefe de Servicio de Psiquiatría y Psicología del Hospital Clínic Universitari de Barcelona, explica que este estudio evidencia que para poder prevenir estos trastornos mentales por el confinamiento y la reducción de la movilidad es necesario “seguir una rutina, no consumir excesiva información sobre el COVID-19, aprovechar para dedicarse a hobbies y estar o mirar a fuera de casa”. Este trabajo sugiere que “conductas de afrontamiento simples pueden proteger contra los síntomas de ansiedad y depresivos durante la pandemia y confinamiento por COVID-19”. “Es muy importante prevenir la salud mental de las personas. Situaciones como la falta de duelo por los familiares muertos en la soledad, los ERTE y las angustias económicas de las familias o la violencia por el confinamiento, entre otros, son necesarias prevenirlas con estrategias que funcionen bien”, explica el Dr. Eduard Vieta.

Unos 500 profesionales de la psiquiatría participan desde hoy en el 27 Symposium Internacional sobre Actualizaciones y Controversias en Psiquiatría, - en formato online- hasta el próximo 9 de septiembre. El Symposium cuenta con el aval científico de la Sociedad Española de Psiquiatría, el Centro de Investigación Biomédica en Red de Salud Mental (CIBERSAM), la Societat Catalana de Psiquiatria i Salut Mental, la Sociedad Portuguesa de Psiquiatría y Salud Mental y la Sociedad Española de Psiquiatría Biológica. En esta edición el Symposium tiene como principal tema 'Violencia y Agresiones'. El Comité Organizador está compuesto por: Dr. Luis Sánchez-Planell, presidente de la Comisión y de la Asociación Controversias en Psiquiatría; Dr. Narcís Cardoner, presidente de la Societat Catalana de Psiquiatria i Salut Mental y coordinador Observatori de Salut Mental Comunitària de Catalunya (OSAMCAT); Dr. Crisanto Díez-Quevedo, profesor Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) e investigador del Hospital Germans Trias i Pujol de Badalona (Barcelona); y Dr. Eduard Vieta, Jefe del Servicio de Psiquiatría y Psicología del Hospital Clínic Universitari de Barcelona y Director Científico del CIBERSAM.

Violencia y agresiones y negacionistas
Precisamente sobre el lema del Symposium, 'Violencia y Agresiones', el Dr. Eduard Vieta, manifiesta que una de las principales consecuencias debida al confinamiento y la restricción de los movimientos de la población es un incremento de la violencia, principalmente la de género, sobre todo en aquellos casos donde ya estaba latente: “Es difícil prevenirla y hay que tener en cuenta muchos aspectos, entre ellos, la salud mental”. También el Dr. Vieta explica que la COVID-19 también ha puesto de manifiesto otros tipos de violencia que ya estaba latente y que la pandemia ha podido impulsar o darles más visibilidad como las agresiones contra los profesionales sanitarios o la que ocasionalmente se realiza en determinadas residencias de la Tercera Edad por personal que atiende a los usuarios, en general poco formado y sometido a mucho estrés.

Con respecto a las personas que niegan la eficacia de las mascarillas, el jefe del Servicio de Psiquiatría y Psicología del Hospital Clínic de Barcelona aducía que este negacionismo no se debe tanto a un trastorno mental, como a determinados rasgos de la personalidad que, por diversos motivos, les hace negar la evidencia: “Son individuos que necesitan explicaciones sencillas para temas complejos. Suelen tener una inteligencia limitada y buscan converger y tener un punto de unión con otras personas, aunque sea a través del autoengaño. Recuerde aquel individuo que murió tras lanzarse con un cohete casero para demostrar que la tierra es plana”, advierte el Dr. Eduard Vieta.


Sistema nervioso